• Pastas 30.10.2014 Comentarios desactivados en LASAGNA DE CARNE
    Lasagna de carne

    Lasagna de carne

    Nos hemos pasado unas cuantas semanas en las cuales cocinar lo que se dice cocinar no hemos cocinado mucho y como se que tengo algunos seguidores que han protestado por ello, pues he pensado que voy a cambiar.

    La semana pasada ya inicié este nuevo cambio, y esta semana pues toca otra de esas recetas, que son un poco más laboriosas.

    Pero no os preocupéis, que seguiré proponiendo platos, que sean sencillos de elaborar, que lo que a la mayoría de nosotros nos hace falta es tiempo.

    Lo bueno que tiene la receta de hoy, es que se puede  congelar,  por eso os recomiendo que hagáis recetas individuales, para ello es mejor utilizar placas de canelones en vez de lasagnas, lo ponéis en moldes de aluminio pequeño de los que venden en cualquier supermercado ( el tamaño de los de Mercadona es ideal) y comida resuelta para otro día

    Ahora vamos a enumerar lo que necesitamos para 4 personas

    ‒        16 placas de canelones

    ‒        ½ de carne de ternera picada

    ‒        Tomillo, romero, orégano, sal y pimienta negra

    ‒        Pimiento rojo

    ‒        Pimiento verde

    ‒        Perejil

    ‒        Salsa de tomate

    ‒        Leche

    ‒        Harina

    ‒        Leche

    ‒        Sal y aceite de oliva virgen

    Empezamos con la elaboración

    Preparáis la carne. Para ello picáis muy menudita media cebolla, medio pimiento verde italiano pequeño y un trocito de pimiento rojo del tamaño del  trozo del pimiento verde . En una sartén ponéis cuatro cucharadas de aceite y pocháis las verduras a fuego lento. Pasados 15 minutos añadís la carne salpimentada y la rehogáis . Cuando ya está la carne doradita incorporáis cuatro cucharadas de salsa de tomate y una cucharada de café de cada una de las especias (tomillo, romero y orégano)  y dejáis que se siga haciendo a fuego lento hasta que se evapore el agua que sueltan las verduras. Cuando ya está hecha la carne retiráis y reserváis.(este paso lo podéis hacer con anterioridad y congelar)

    Seguidamente empezáis a elaborar la bechamel, para ello en un cazo antiadherente ponéis aceite y cuando se caliente añadís cuatro  cucharadas soperas de harina y removéis bien para que se rehogue. A continuación incorporáis un vaso de agua de leche y seguís dando vueltas para que no se hagan grumos, y según se va espesando, vais añadiendo leche. Si os quedaran grumos, pasáis la batidora para que se quiten

    Mientras se cocina la bechamel, ponéis una cazuela con abundante agua y sal al fuego con los huevos, y cuando comience a hervir, vais añadiendo, una a una, las placas de canelón cociéndolas durante 10 minutos, es recomendable al principio darle vueltas para que queden sueltas y no se peguen unas con otras. Yo, muchas veces lo que hago es echar alguna placa más por si se estropean al cocerlas.

    Cuando se han cocido las placas las quitáis del fuego y añadís agua fría para que pare la cocción, las escurrís y las ponéis en un plato y reserváis.

    A la mezcla de la carne cocinada hay que añadir un par de cucharadas de bechamel de la que se está haciendo

    Cuando la bechamel lleve cociendo unos veinte minutos ya está, pero para que no se enfríe y se solidifique lo que hacéis es que la dejáis a fuego muy lento (al dos  si la cocina tiene 9 números) y le vais añadiendo algo de leche si espesa mucho. La consistencia tiene que ser como la de una crema

    Seguidamente ponéis en cada molde un poco de bechamel, encima una placa de canelón y un poco de otra para cubrir toda la base del molde, añadís la mezcla de carne , luego capa de canelón y mezcla de mezcla, para terminar con capa de canelón. Una vez terminado este proceso, cubrís con bechamel.

    Precalentáis el horno a 180 grados en posición gratinado, metéis los moldes y los tenéis en el horno 10 minutos para que se dore.

    ¡Espero que os guste!

  • Un poco de todo 22.10.2014 Comentarios desactivados en PIMIENTOS DEL PIQUILLO RELLENOS DE BACALAO
    Pimientos del Piquillo rellenos de bacalao

    Pimientos del Piquillo rellenos de bacalao

    Uno de mis platos favoritos, o mejor dicho uno de mis ingredientes favoritos son los pimientos del piquillo.

    Ya os los he propuesto rellenos de tortilla de patata y de ensaladilla, así que hoy tocan rellenos de bacalao.

    Bueno más que rellenos de bacalao, van rellenos de bechamel de bacalao. Os lo digo por si no os gusta este pescado como tal, pero si os gusta el sabor que deja. A mí me pasa eso, me encanta esta receta, me encanta la tortilla de bacalao, el guiso de patatas con bacalao,… pero no me gusta el típico trozo de bacalao cocinado tal cual

    Esta bechamel es similar a la que os indiqué cuando colgué los pastelitos de bacalao, solo que debe ir un poco más líquida y con un poco menos de bacalao, para que se saboree bien los pimientos.

    Tened en cuenta que el secreto del éxito de la receta de hoy, es contar con un buen bacalao y para eso los que vivimos en Madrid tenemos una tienda, de la que hay varias sucursales, que se llama La Tienda del Bacalao y que lo tiene exquisito, aunque me imagino que en todas las ciudades o pueblos existirán establecimientos similares. Y también, por supuesto, debéis tener unos buenos pimientos y en este sentido sin duda os garantizo que los mejores son los de denominación de origen Navarra, y que seguro que buscando los encontráis en casi todos los supermercados. Son un poco más caros, pero os aseguro que “no hay color”.

    Bueno pues como siempre, lo primero, los ingredientes:

    ‒        1 Lata de pimientos del piquillo (una que vengan 15 o 20 unidades)

    ‒        300 grs de bacalao desmigado

    ‒        2 cucharadas soperas de harina

    ‒        ½ L de Leche

    ‒        Aceite de oliva Virgen

    ‒        ¼ de cebolla

    Lo primero es poner en remojo el bacalao 24 o 36 horas antes de su uso, cambiando el agua a la mitad de tiempo.

    Cuando ya tengáis desalado el bacalao pocháis la cebolla muy picadita en una sartén con aceite y cuando está transparente incorporáis el bacalao y lo rehogáis todo un par de minutos dando vueltas para que no se pegue ( esto también lo tendréis que ir haciendo cuando añadáis la leche ). A continuación añadís la mitad de la leche y dejáis que se vaya cocinando durante aproximadamente 20 minutos, incorporando el resto de la leche poco a poco durante la cocción.(si veis que os queda densa la masa incorporad más o si veis que queda clara dejad cocer y no añadáis más)

    Una vez realizada la bechamel, dejáis templar para no quemaros. Luego, con ayuda de una cuchara de postre vais rellenando los pimientos, y colocándolos en una fuente de horno.

    Los pintáis de aceite con ayuda de un pincel de cocina y los introducís en el horno precalentado a 180º,  para que se hagan un poquito. No hace falta que los tengáis más de 10 minutos.

    Si os salen muchos pimientos, los podéis conservar en el congelador sin ningún problema. Eso si en este caso los metéis en el horno cuando los vayáis a comer.

    Espero que vosotros también seáis aficionados a los pimientos, y si no lo sois os hagáis, porque merece la pena. ¡Están tan ricos……!

  • Ensaladas y verduras 16.10.2014 Comentarios desactivados en CARDO CON ALMENDRAS

    Ya sabéis que con este blog, lo que pretendo es proponeros recetas sencillas y agradables de comer.

    En la receta de hoy hay dos caminos el rápido y sencillo o el menos rápido y menos sencillo, la diferencia está en comprar el cardo fresco o de bote. Os la voy a proponer con la última opción porque tiene otra ventaja más, de las que ya os he dicho, y es que en muchos puntos de la geografía española encontrar cardo fresco es complicado porque además tiene una temporada muy corta de consumo de esta forma, en cambio el que está en conserva se encuentra en cualquier supermercado.

    Os recomiendo el de la marca GVTARRA es fantástico, pero seguro que existen otras marcas de conserva menos conocidas pero que también tienen buena calidad.

    El resto de los ingredientes son fáciles de encontrar en la despensa de casa

    Estos para 4 personas son:

    ‒        2 Botes de cardo de 500 grs

    ‒        3 dientes de ajo

    ‒        4 o 5 almendras crudas

    ‒        Harina

    ‒        Aceite de oliva Virgen

    ‒        1 taza de café de leche

    Lo primero es  escurrir el cardo, y en función de cómo os gusten las verduras lo cocéis 3 o 4 minutos en la olla exprés.

    En una cazuela ponéis un chorro de aceite y  rehogáis los ajos picados, y cuando empiezan a “bailar” se añade una cucharadita de harina se rehoga un  poco y se incorporan las almendras también picadas.

    Seguidamente añadís el cardo y lo rehogáis durante 5 minutos dando vueltas para que no se pegue.

    Pasado este tiempo incorporáis la leche y dejáis cocer todo 10 minutos más a fuego lento.

    Y luego ya servir.

    No digáis que no es una manera muy sencilla de comer una verdura distinta a las habituales

  • Pastas 08.10.2014 Comentarios desactivados en ESPAGUETIS CON CHAMPIÑONES
    Espaguetis con champiñones

    Espaguetis con champiñones

    El otro día no sabía qué hacer para comer, porque también a mi me pasa lo que a vosotros muchas veces. En ese momento estaba pensando en llamar a mi amiga Concha y como a ella le gustan mucho los champiñones me vino a la cabeza la receta de hoy.

    Me encanta esta receta con ese saborcito tan delicioso que tiene la mezcla de la fritada que lleva con la nata.

    Es muy sencilla de cocinar y además seguro que los que tienen niños van a triunfar el día que la cocinen.

    Tiene otra ventaja, que podéis cocinar más cantidad de verduras y congelar y luego con añadir la nata y la pasta es suficiente, vamos que en lo que se pone la mesa se tiene preparada la comida, y eso los días de diario es una ventaja.

    En cuanto a la pasta  yo la prefiero fresca y ya sabéis que los que viváis cerca de El Retiro en Madrid en la Recoleta que está en la calle Menorca 16 los venden y están deliciosos. Si no podéis utilizar espaguetis secos

    Como siempre empezamos con los ingredientes que para 4 personas son:

    ‒        400grs de Espaguetis

    ‒        300grs de Beicon

    ‒        ¼ kg de zanahorias

    ‒        1 cebolla

    ‒        1 diente de ajo

    ‒        1 puerro

    ‒        200ml de nata líquida

    ‒        400grs de Champiñón

    ‒        Aceite de Oliva Virgen

    ‒        Sal y pimienta negra

    Cortáis el beicon finito y lo doráis en una cazuela con un chorro de aceite. Cuando esté dorado lo reserváis.

    Troceáis finamente la cebolla, el puerro y el ajo lo saláis y lo rehogáis en el aceite del beicon hasta que esté ligeramente dorado.

    Mientras cortáis en láminas el champiñón y la zanahoria lo saláis y lo incorporáis a la fritada que se está haciendo.

    Cuando esté todo cocinado reserváis todo junto con el beicon. En este momento si habéis hecho más cantidad podéis congelar parte y lo tenéis para otro día.

    En una cazuela ponéis bastante agua y cuando empiece a cocer añadís la pasta. Si es fresca estará cocida en 2 minutos, si es seca necesitará un poco más. Escurrís, y para mi gusto la refrescáis.

    Mientras se cuece la pasta, añadís la nata a la fritada y dejáis cocer 2 o 3 minutos

    Para servir podéis o bien calentar la pasta en un poco de aceite  y luego añadir la mezcla de verduras y nata, o bien incorporar la pasta directamente a la mezcla y calentar todo junto.

    Y ya está listo para comer

  • Arroces y Guisos 01.10.2014 Comentarios desactivados en POCHAS GUISADAS

    Ya sabéis que en cada estación del año, me gusta proponeros recetas típicas de la época. Y desde luego una de ellas es la de hoy.

    En la zona de Navarra y la Rioja las pochas frescas se encuentran sin ningún problema en cualquier mercado. En otras zonas a lo mejor cuesta un poco localizarlas, pero en conserva seguro que no os cuesta ningún trabajo.

    La verdad es que es una legumbre bastante desconocida,, pero seguro que cuando las probéis os hacéis fan de ellas como me he hecho yo.

    Se pueden preparar de muchas formas, pero hoy os las he querido enseñar de la forma más sencilla que es simplemente guisadas. En otras ocasiones os diré otras maneras de poderlas cocinar.

    Los ingredientes, no siendo las pochas son sencillos y habituales en cualquier cocina. No os asustéis cuando os diga la cantidad de pochas pero es que cuando son frescas cunden poco.

    Para 4 personas necesitaréis:

    ‒        1,5 kg de pochas frescas o 100 grs por persona si las compráis en conserva

    ‒        1 cabeza de ajos

    ‒        1 zanahoria

    ‒        1 puerro

    ‒        1 tomate bien rojo

    ‒        1 trozo de pimiento rojo

    ‒        Caldo de carne, verdura o pollo

    ‒        Aceite de Oliva Virgen

    ‒        Sal

    Lo primero es pelar las pochas, aunque los que las utilicéis de bote os ahorráis ese paso.

    Ponéis en una olla las pochas, junto con la cabeza de ajos entera, el puerro y la zanahoria y las cubrís con el caldo.

    Ponedlas a cocer durante 25 minutos a fuego lento. Pasado este tiempo retiráis del fuego y retiráis las verduras.

    En una sartén ponéis un chorrito de aceite y pocháis el tomate pelado y el pimiento rojo. Cuando esté sofrito reserváis unos trozos y el resto lo unís a la zanahoria y el puerro y lo pasáis por un pasapuré y lo incorporáis al guiso junto con el tomate y pimiento reservado.

    Dejáis cocer otros 25 minutos más hasta que las pochas estén tiernas. Si es necesario añadís más caldo. Tienen que quedar más bien espesitas, pero con un poco de caldo.

    Si habéis usado pochas en conserva, no hace falta que las tengáis tanto tiempo cociendo.

    Y bueno ya tenéis una receta de legumbres, que tanto nos apetece ya en estas fechas y que no sea las consabidas lentejas o los típicos garbanzos, además permite la congelación así que si os gustan, ya sabéis, hacéis más cantidad y ya tenéis la comida solucionada para otro día

    Espero que os guste.